Me encanta ir al restaurante chino y pedir pollo con bambú. Y el otro día en el supermercado encontré dos botes de bambú (los últimos de la estantería) y no lo pensé dos veces: estos se vienen con nosotros que haremos una cena china en casa.
Aquí está el resultado con alguna variante.

  • Ingredientes (4 personas):

– 4 muslos de pollo (1 por persona)
– 4 zanahorias
– 1 bote de champiñones
– 1 bote de bambú
– medio vaso de agua (2 cucharadas de maicena, yo no le he puesto)
aceite de oliva, sal, salsa de soja y aceite de sésamo.

  • Preparación (30 minutos):

1.- Hacer los muslos de pollo con dos cucharadas soperas de aceite a fuego lento.
2.- Pelar las zanahorias y cortarlas en tiras finas.
3.- En un wok, poner dos cucharas de aceite de oliva y rehogar las zanahorias. Una vez estén más o menos blandas (10 minutos), añadir las setas y el bambú. Cocinar durante 10 minutos más a fuego lento. Añadir sal.
4.- Añadir una cucharada de aceite de sésamo y salsa de soja al gusto.
5.- Añadir el pollo ya cocinado y medio vaso de agua. Cocinar hasta que el agua se reduzca (10 minutos). Rectificar de sal.
6.- Servir.

Que aproveche.