Las torrijas son un postre típico de Semana Santa pero porque no hacerlas otros días del año?
Para aquellos que os animéis, aquí os dejo la receta.
Respecto a que tipos de pan usar, los ideales son el pan torrijas de panadería (miga consistente y corteza blanda), pan candeal (miga suave, muy compacta y de poca humedad) y el pan de barra (para que resulte adecuado debe ser duro, preferiblemente del día anterior).

  • Ingredientes:

– 1 barra de pan duro en rebanadas gruesas.
– 500 mL de leche
– 6 cucharadas soperas de azúcar
– 3 huevos grandes
– 1 vaso de agua
– 2 cucharadas soperas de miel
canela en rama, ralladura de la cascara de un limón, canela en polvo y aceite de girasol para freír.

  • Preparación (50 minutos):

1.- Calentar la leche con tres cucharadas de azúcar, la canela en rama y la ralladura de la cáscara de un limón.
2.- Mientras la leche se calienta, cortar el pan en rebanadas gruesas.
3.- Dejar que la leche se temple en una bandeja onda sin la canela en rama y previamente colada para evitar los pequeños trocitos de cascara de limón y quitar .
4.- Una vez la leche se ha templado, colocar las rebanas de pan y esperar unos minutos a que se empapen de leche.
5.- Poner una sartén a fuego medio con aceite para freír.
6.- Batir los huevos. Pasar las rebanadas de pan con leche por el huevo.
7.- Freír las torrijas y una vez fritas ponerlas sobre papel absorbente.
8.- Dejar enfriar.
9.- Mientras las torrijas se enfrían, poner en un cazo a fuego fuerte el agua, las tres cucharadas de azúcar y las dos cucharadas de miel. Apagar cuando se haya formado un almíbar.
10.- Poner las torrijas en una bandeja, espolvorearlas con canela en polvo y añadir el almíbar por encima.

Buen provecho.